Como bien dijimos en el artículo anterior, una de las cuestiones que más importan a los pacientes con Parkinson y a las personas que les rodean es el riesgo de caídas tan característico por la falta de estabilidad o equilibrio, destacando los problemas que surgen de ella durante la marcha, con o sin ayuda técnica o de alguna persona.
Esta inestabilidad postural puede verse afectada en 4 tipos de estabilidad existentes:

  • Equilibrio estático.
  • Equilibrio reactivo.
  • Equilibrio en los ajustes posturales anticipatorios a los movimientos voluntarios.
  • Equilibrio dinámico.

Relacionado a la pérdida de equilibrio se dan otros aspectos como la pérdida de movilidad, la discapacidad resultante y la menor calidad de vida que desencadena esta última.
Es por ello que vamos a hacer hincapié en el tratamiento desde la Fisioterapia de la mejora y mantenimiento del equilibrio en pacientes con Parkinson.

A) Ejercicio físico específico para la estabilidad. Realizados siempre bajo supervisión.

Nos referimos a los Ejercicios específicos para trabajar el equilibrio (convencionales). Se realizan tanto en bases estables como inestables, de forma estática o dinámica, con componentes de coordinación, etc

Ejemplos:

  • Realización de la marcha en sus diversas formas, sin y con componentes de coordinación como puede ser la utilización de brazos, una pelota, obstáculos…
  • Mantener el apoyo sobre un pie de forma alternativa.
  • Mantener el equilibrio sobre plataformas de equilibrio.
  • Realizar ejercicios cognitivos al mismo tiempo que se realiza algún ejercicio físico.

Los beneficios obtenidos no solo se van destinados al desequilibrio como tal, también se verán cambios en la movilidad funcional, las actividades de la vida diaria y la marcha.

B) Entrenamiento de la resistencia de la fuerza muscular y física. Pertenecen a ejercicios que no van dirigidos a los componentes propios del equilibrio.

La carga de trabajo y el volumen del mismo son bajos en este caso y con una progresión dentro de la resistencia de cada paciente. Además se realiza un entrenamiento de cara al entrenamiento de una tarea específica para un mayor efecto del tratamiento.

Las mejoras significativas se observan tanto en la fuerza muscular como en el equilibrio, reduciendo los síntomas motores del Parkinson y produciendo beneficio en el inicio de la marcha debido a la mejora de la estrategia de tobillo del paciente en relación con su control postural.

Todo ello repercute en la retención de la progresión de la enfermedad.

C) Realidad virtual con videojuegos interactivos como herramienta terapéutica.

Se reproduce una retroalimentación sensorial, cognitiva, psicológica y motora debido a la simulación a tiempo real que se consigue del entorno y los estímulos ambientales reales que existan y la estimulación de los canales sensoriales que se dan en el paciente.

Es una herramienta de trabajo reciente y muy motivacional, siendo segura y sin efectos adversos, algo muy importante.

Es una herramienta positiva para practicar actividades funcionales y mejorarlas. Los beneficios van destinados a: movilidad, control motor, equilibrio, control postural y marcha.

Además, se afirma según estudios que el trabajo con videojuegos junto a una fisioterapia más convencional presentan buenos resultados en la prevención de caídas para estos pacientes.

D) Música y danza. Pertenecen a los ejercicios de los componentes del equilibrio (desafían al equilibrio).

El baile, la danza y la estimulación rítmica proporcionada por la música ofrecen beneficios muy óptimos a nivel motor, cognitivo (relación espacio-tiempo) y en la calidad de vida (prevención de caídas) de los pacientes con Parkinson.
Beneficios más específicos: equilibrio, flexibilidad, longitud del paso y velocidad de la marcha.
Además, es una herramienta de trabajo que motiva a la realización de ejercicio físico y a la diversión y relaciones sociales de los pacientes.
Uno de los ejercicios destacados en la práctica de este método de trabajo es la marcha con estimulación a través de la música. Con ello se consigue un mayor equilibrio reactivo, anticipatorio y dinámico, y un mayor tono muscular. Además, ayuda a la automatización de la marcha por el aspecto cognitivo que este método de tratamiento requiere.

 

Bibliografía

Lau Ha Chung, Chloe, et al. (2015) Effectiveness of resistance training on muscle strenght and
physical function in people with Parkinson’s disease: A systematic review and meta-analysis.
Clinical Rehabilitation. 1-13.
Braz, Nayara, et al. (2018) Effectiveness of Nintendo Wii in functional and health outcomes of
individuals with Parkinson’s disease: a systematic review. Fisioter Pesqui. 25(1). 100 – 106.
Ramírez-Nieto M, et al. (2017) Eficacia de los videojuegos comerciales en el tratamiento del
equilibrio y la marcha en la enfermedad de Parkinson. Rehabilitación (Madr). 1-11.
Klamroth, Sarah, et al. (2016) Effects of Exercise Therapy on Postural Instability in Parkinson
Disease: A Meta-analysis. JNPT. 40. 1-12.
S.Pereira, Ana Paula, et al. (2019) Music Therapy and Dance as Gait Rehabilitation in Patients
With Parkinson Disease: A Review of Evidence. Journal of Geriatric Psychiatry and Neurology.
32(1). 49-56.

Abrir chat